Con huellas de tortura entregaron cuerpo de anexado

“Murió de un infarto”, informaron a sus familiares

Hetilberto Juárez

Triste final tuvo un joven anexado en el centro de rehabilitación “Tratamiento para las Adicciones CREO”, ubicado en San Raymundo Jalpan, a pocos días de haber sido ingresado para su rehabilitación, informaron a sus familiares sobre su muerte.

“¡Murió de un infarto!”, señalaron los responsables de la clínica, al momento en que les negaban el acceso al inmueble, razón por la que sus consanguíneos solicitaron el auxilio de la policía, quienes al ser informados del deceso, solicitaron la presencia de la Agencia Estatal de Investigaciones (AEI) perteneciente a la Fiscalía General de Justicia de Oaxaca, para realizar la necropsia de ley y dar con la causa exacta de su muerte.

El lugar para ayudar a rehabilitar personas que han caído en alguna adicción a drogas o alcohol fue acordonado, mientras se realizaban las diligencias para integrar la carpeta de investigación por el delito de homicidio en contra de quien o quienes resulten responsables.

El cuerpo de la víctima presentaba huellas de tortura, por lo que los Agentes no descartaron se tratara de un asesinato.

El centro de tratamiento a las adicciones ha sido denunciado años atrás por la violencia que se practica al interior en contra de los anexados, casos que han sido denunciados, sin embargo, la justicia no se ha hecho presente para detener los abusos.

Algunas de las lesiones que presentó el cuerpo de Camilo al ser entregado a sus familiares
Algunas de las lesiones que presentó el cuerpo de Camilo al ser entregado a sus familiares

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*