off

LA EUTANASIA. . . .

¿El ser humano tiene el derecho de acortar su vida o acelerar su muerte para terminar sus sufrimientos personales o familiares ocasionados por una enfermedad incurable en su fase terminal?

Por: Lic. Javier Jacob Jiménez Ortega.

ABC CORPORATIVO

jacortega74@hotmail.com

Hablar de Eutanasia hace alusión a una muerte buena o un bien morir, por lo que, la palabra EUTANASIA deriva del griego EU-THÁNATOS cuyo término acuñado a la voz castellana eutanasia, EU (bien) y THANATOS (muerte), BUENA MUERTE, tal concepto en el tiempo actual tiene una gran connotación, cuando entra en pugna el derecho a morir con dignidad sin necesidad de recurrir a sofisticados adelantos médicos y tecnológicos; de tal manera, que atendiendo al paciente, podemos hablar de EUTANASIA ACTIVA (positiva) que consiste en la acción de acortar voluntaria y directamente, mediante la utilización de algún medio físico o químico la vida del moribundo, quien sufriendo una enfermedad incurable, la reclama seria e insistentemente para hacer cesar sus insoportables dolores; y de EUTANASIA PASIVA O POR OMISIÓN (NEGATIVA) que es aquella en que se priva de los servicios médicos terapéuticos a una persona, porque se considera que en su enfermedad ya no tiene posibilidades de mejorar, es decir, es imposible la recuperación del enfermo. La denominación de pasiva se refiere a no utilizar los medios de inútil prolongación de la vida que en el lenguaje clínico se denominan “distanásicos”, o sea, se deja morir al enfermo de su muerte natural.

De tal forma, EUTANASIA es la acción u omisión que acelera la muerte de un paciente desahuciado, con o sin su consentimiento (como es el caso del coma), con la intención de evitar sufrimiento y dolor. La eutanasia está asociada al final de la vida sin sufrimiento.

Ahora bien, me pregunto, ¿El ser humano tiene el derecho de acortar su vida o acelerar su muerte para terminar sus sufrimientos personales o familiares ocasionados por una enfermedad incurable en su fase terminal? De cierta manera, el ser humano tiene la libertad de hacerlo, aunque en ocasiones es una decisión muy difícil de tomar y sobre todo cuando un pariente cercano está sufriendo una enfermedad incurable en su fase terminal, siendo por ello, que la eutanasia es una forma de evitar sufrimientos a personas próximas a su muerte, acelerándola, ya sea, a sabiendas de la persona o sin su aprobación, incluso, se puede considerar también como el hecho de morir sin experimentar dolor, por ejemplo, tratándose de una persona en estado vegetativo o en fase terminal de una enfermedad.

En México, el Código Penal Federal no regula la eutanasia, solo se refiere a la ayuda e inducción al suicidio, actualmente solo ocho entidades federativas lo regula, como son: Coahuila, Durango, Hidalgo, Estado de México, Morelos, Querétaro, Quintana Roo y Tabasco; pero sí es punible la eutanasia por acción dolosa, consumada y tentativa, así como, la eutanasia por omisión; siendo por ello, que la Legislación Penal Mexicana sobre la eutanasia, se distingue entre eutanasia activa y pasiva y es partir de 07 de Enero del año 2008, en la Ciudad de México, que la Ley permite a los familiares enfermos terminales o más cercano, sí es inconsciente a rechazar medicamentos o tratamiento médico, además que se puede extender la vida, conocida como eutanasia pasiva, sin embargo, los partidos políticos como el PRD y el PRI han presentado proyectos de ley para despenalizarlo tanto en el Senado y la Asamblea Legislativa del Distrito Federal, pero no han logrado modificar el artículo 166 bis 21 de la Ley General de Salud, que todavía define la eutanasia como misericordia homicidio.

¿Por qué razón fue necesario implementar la eutanasia en Oaxaca? Porque es un derecho a la autodeterminación sobre su propia persona y su cuerpo, cuando sea imposible mantener su vida de manera natural; siendo por ello, que durante la sesión ordinaria, el Pleno de la LXII Legislatura del Congreso del Estado aprobó la Ley de Voluntad Anticipada para el Estado de Oaxaca, emitida por la Comisión Permanente de Salud Pública, con este marco legal la entidad se colocó a la vanguardia y se garantiza el derecho a la autodeterminación sobre la propia persona y su cuerpo, cuando sea imposible mantener su vida de manera natural.

Cabe destacar que con la aprobación la Ley de Voluntad Anticipada para el Estado de Oaxaca, los desahuciados y diagnosticados clínicamente tendrán el derecho de bien morir, tan es así, ante el rezago en materia de trasplantes, lo que origina una fuerte saturación en los hospitales y condena al paciente a esperar demasiado tiempo en la búsqueda interminable del órgano que se requiere, por lo que, se dio un nuevo giro a la donación, dejarlo de ver como un tabú e impulsar una campaña estatal de información para dar vida de manera responsable

Por consiguiente la Ley de Voluntad Anticipada para el Estado de Oaxaca, ayudaría a las personas a morir sin dolor y ejercer su derecho de morir como quieren y de alguna manera, se ahorraría mucho en gastos médicos, ya que, sería innecesario para un ser humano que se encuentra enfermo en su fase terminal continuar soportando los dolores de una enfermedad incurable en su fase terminal; por lo tanto, cada persona tiene derecho total sobre su cuerpo, por lo que, debería poder decidir si prefiere morir con dignidad ante una enfermedad incurable en su fase terminal, por lo tanto, considero que el ser humano tiene el derecho de morir dignamente de acortar su vida o acelerar su muerte para terminar sus sufrimientos personales o familiares ocasionados por una enfermedad incurable en su fase terminal, sin embargo, la responsabilidad recae en el personal médico y en los familiares del paciente, ya que, para realizar la eutanasia, el paciente debe padecer una enfermedad terminal o incurable y también, el paciente debe estar de acuerdo con esta decisión, de hecho en el Distrito Federal, existe una ley que regula dicha práctica con ciertos requisitos legales para tener una muerte digna respetando la voluntad del paciente, por lo tanto, sostengo que el ser humano tiene derecho a la muerte digna, para quien padece sufrimientos atroces, tan es así, es un derecho de cada quien de disponer su propia vida, puesto que, representa un desgaste económico generado en los tratamientos médicos de dichos pacientes que padece enfermedades incurables; es por ello, que todo individuo que sufre una enfermedad incurable o terminal tiene derecho a una muerte digna y de alguna manera su familia no sufriría dificultades emocionales y económicas.

Finalmente, podemos decir, que fue necesario aprobarse dicha ley, ya que, así se generaría mayor confort a las personas con enfermedades terminales, del mismo modo, que ellos aceptarían o rechazarían la posibilidad de eutanasia, así la familia estaría consciente de la aprobación del enfermo y a ellos se les privaría de ver sufrir a su familiar y realizar gastos innecesarios tomando en consideración que no tiene posibilidades de salvarse y de esa forma, promover la donación de órganos.

Eutanasia

Eutanasia

 

Tags:

 
 

About the author

Revista Tucán es una Publicación editada por Quetzalcoatl Editores, Derechos de Autor No. 04-2010-012916454600-102. Distribuido e Impreso por Quetzalcoatl Editores.

More posts by

 

 

 

Add a comment

required

required

optional


 
 
off
A %d blogueros les gusta esto: